Buses ecológicos

Buscamos fomentar los ómnibus híbridos eléctricos porque representan una alternativa de transporte ecológico técnica y económicamente viable.

El primer Ecobus comenzará a circular por la Ciudad

El primer colectivo híbrido no contaminante tuvo su estreno y a partir del mes de octubre circulará de manera regular. El nuevo bus ecológico  realizado íntegramente en la Argentina, comenzará a funcionar para la Línea 62 uniendo Plaza Constitución, Plaza Miserere y Retiro.

Como primera etapa de este proceso de recambio tecnológico se definió incorporar la primera unidad de este tipo en la Línea 62, con el mismo costo de boleto para el pasajero. Paralelamente se puso en marcha el proceso de fabricación en serie y se espera incorporar nuevas unidades al transporte público de pasajeros de la Ciudad para el año 2011.

¿Sabés qué son los Ecobuses?

Los ecobuses son colectivos híbridos que, por su combinación de motor diésel y eléctrico, contribuyen al ahorro energético y a paliar los problemas medioambientales ya que permiten reducir las emisiones de gases contaminantes y los niveles de ruido.
El ecobus tiene el mismo tamaño y capacidad para pasajeros que un colectivo común.

Teniendo en cuenta que casi el 40 % de las emisiones de gases contaminantes en la ciudad provienen del transporte convencional, los ecobuses son una alternativa de transporte ecológico técnica y económicamente viable.

El Ecobus en el mundo

Otras ciudades del mundo como Nueva York, Tokio y Madrid ya han probado satisfactoriamente su desempeño. La única ciudad de la región que en este momento cuenta con un Ecobus es San Pablo. De esta manera ponemos a Buenos Aires entre las mejores ciudades del mundo.

¿Qué tecnología se aplica?

El ómnibus híbrido eléctrico funciona con un motor diésel de alto rendimiento, menor potencia y que produce un mínimo nivel de contaminación. Este motor acciona un generador de electricidad para impulsar el vehículo a través de otro motor (en este caso eléctrico) y paralelamente cargar un banco de baterías.

El banco de baterías es cargado por el generador en los instantes en que el vehículo requiere menor potencia (cuando está parado o circulando a velocidad constante). También se recarga a través de la recuperación de la energía de frenado realizada por el motor eléctrico de tracción, que en ese caso actúa como generador eléctrico. La potencia pico necesaria para la aceleración del vehículo se obtiene del banco de baterías.